Me insultan en internet ¿Qué hago?

El ciberacoso escolar o ciberbullying es un acoso entre menores (de un menor de edad a otro menor de edad), de forma reiterada y el medio usado es internet o las TIC. Este acoso puede ser en forma de insultos, vejaciones, se hace pasar por ti, publica fotos sin tu consentimiento, etc.

Si alguien te está insultando, amenazando, o colgado una foto tuya sin tu consentimiento y te sientes mal o por alguna otra razón piensas que estás siendo víctima (o piensas que tu hijo lo está sufirendo) de ciberbullying o ciberacoso escolar, realiza los siguientes pasos:

1. Debes contárselo a un adulto que pueda ayudarte: tus padres, algún profesor con el que tengas mucha confianza o a tu pediatra. No pienses que van a regañarte, tu no eres culpable, la única manera de poder ayudarte es saber lo que está ocurriendo.

2. Guarda todas las pruebas de los insultos, amenazas, etc. Para ello realiza impresiones de pantalla o "pantallazos", para que puedas tener pruebas de todo lo ocurrido. En los ordenadores, en el teclado, hay una tecla de "Impr Pant", en lo smartphone, depende del modelo, pero puedes bajarte aplicaciones para poder hacerlo.

3. Denuncia a la plataforma lo que te está ocurriendo. No es una denuncia a la policía, solo avisas a la plataforma de que un usuario está haciendo algo que no es adecuado. En muchas ocasiones la propia plataforma puede bloquearle la cuenta a esa persona. En la mayoría de las redes sociales junto a tu nombre, en la parte superior del comentario que consideras que es una ofensa, hay un menú desplegable y ahí se encuentra la opción de denunciar, avisar que el contenido no es apropiado o "reportar".

3. No contestes a las provocaciones y elimina a esa persona de tus contactos. De todas las redes sociales, servicios de mensajería instantánea como whastsapp, contacto de teléfono, email, etc. Es muy importante que no pueda tener contacto el agresor con la víctima.

4. Avisa a tu colegio de lo que está ocurriendo. Existen protocolos de actuación concretos en los centros escolares, es necesario que se tomen las medidas necesarias.

5. Acude a tu pediatra, puedes pedir una cita a solas con él y contarle lo que te ocurre, es una persona que te conoce desde pequeño y puede ayudarte. Es necesario que sepa lo que te está ocurriendo para hacer una valoración global, puede ayudarte a coordinar a todos los profesionales necesarios y si tienes algún problema médico relacionado puede tratarte o enseñarte "trucos" para llevarlo mejor.

6. La denuncia es lo último, solo recomendado si los pasos anteriores no han funcionado. En muchas ocasiones no hay delito tipificado pero la víctima tendrá que declarar en varias ocasiones, teniendo que recordar una y otra vez lo ocurrido.

7. Hay líneas de ayuda específicas para esto como la niña de la tablet, donde hay abogados, psicólogos, informáticos que están dispuestos a ayudarte.

8. Si eres padre y se ha equivocado, NO LE REGAÑES, sé comprensivo y si tu no puedes darle una respuesta, busca a profesionales capacitados en el tutor u orientador escolar, en el pediatra, en las líneas de ayuda. Si tu hijo acude a ti para PEDIR AYUDA, por muy mal que haya hecho las cosas no te enciendas aunque te de ganas de "tirarle por la ventana". Escúchale muy atento, soluciona el problema para que vuelva a confiar en ti si tiene otro problema. Una vez SOLUCIONADO, HAY QUE ANALIZAR LO SUCEDIDO para poner los medios para que no vuelva a ocurrir y muestra tu enfado y preocupación.  



Lo mejor, es prevenir y educar a tus hijos en nuevas tecnologías.



Mª Angustias Salmerón Ruiz.

Comentarios

Entradas populares de este blog

¿Qué hacer ante a fiebre? Árbol de decisión para padres

¿Vacunamos frente al meningococo b a nuestro hijo? ¿Cuándo? ¿Cuántas dosis?

El termómetro de galio, el mejor sustitutivo al de mercurio.

¡No uses el chupete de teta!

Si mi hijo duerme mal, no es mi culpa

Mi hijo se ha dado un golpe en la cabeza ¿Qué hago?. Árbol de decisión para padres

¿Mi hijo menor de dos años debería evitar usar las nuevas tecnologías incluso la TV?

Sueño seguro en el primer año de vida

El aborto sigue siendo invisible

El destete, un camino

Cualquier duda o sugerencia. No dudes en contactar conmigo

Nombre

Correo electrónico *

Mensaje *